autos de hidrógeno

Autos de hidrógeno: todo lo que debes saber

Los expertos creen que los autos de hidrógeno ganarán terreno. ¿Cómo funcionan? ¿Cuáles son sus ventajas?

Por:  Yen Yen

Los autos de hidrógeno funcionan con un motor eléctrico, por eso se los considera también vehículos eléctricos. Para referirse a ellos se suele usar la abreviatura FCEV, de «Fuel Cell Electric Vehicle», a diferencia de BEV, de «Battery Electric Vehicle» (vehículo eléctrico de batería).

Una diferencia fundamental con el resto de vehículos eléctricos es que los autos de hidrógeno producen la electricidad por sí mismos. No extraen la energía de una batería integrada, como en los eléctricos puros o híbridos enchufables que se pueden recargar desde una fuente externa. Por contraste, los autos de hidrógeno llevan a bordo su propia central eléctrica eficiente, por así decirlo, en forma de pila de combustible.

En la pila de combustible se desarrolla un proceso denominado electrólisis inversa, mediante el que el hidrógeno reacciona con el oxígeno. El hidrógeno proviene de uno o varios depósitos del vehículo, mientras que el oxígeno se capta del aire ambiental. Lo único que se deriva de esta reacción es la energía eléctrica generada, calor y agua, que se expulsa en forma de vapor por el tubo de escape. Por eso el auto de hidrógeno no genera emisiones nocivas en el nivel local, otro punto a favor.

La energía que se genera en las celdas de combustible de hidrógeno recorre dos trayectos, en función de la demanda de la situación de conducción específica: puede fluir hacia el motor y accionar el vehículo directamente o puede cargar una batería, que se utiliza como almacén intermedio de la energía hasta que esta se necesite para accionar el motor. Esta batería de tracción, como se la llama, es mucho más pequeña y ligera que la de los coches totalmente eléctricos, ya que se recarga constantemente desde la pila de combustible.

Al igual que otros autos eléctricos, los vehículos de hidrógeno pueden «recuperar» energía de frenado. Para ello, el motor eléctrico transforma la energía cinética del coche en energía eléctrica y la alimenta a la batería de almacenamiento.

 Los escasos modelos disponibles en el mercado con motor de hidrógeno cuestan en torno a 70.000 euros (y eso para un vehículo de rango medio o medio-alto). Es casi el doble de lo que cuesta un coche eléctrico o híbrido comparable.

Las tecnologías de movilidad alternativas se han diseñado para reducir la emisión de contaminantes, especialmente el CO2, pero también otros gases como los óxidos de nitrógeno. Los gases de escape de un auto de hidrógeno son puro vapor de agua. Por eso el motor de pila de combustible no genera emisiones localmente y ayuda a mantener el aire limpio en las ciudades. ¿Pero podemos decir que al mismo tiempo protege el medio ambiente?

Eso depende de las condiciones en las que se haya producido el hidrógeno. La generación de hidrógeno requiere energía eléctrica. En el proceso de la electrólisis, se descompone el agua en hidrógeno y oxígeno utilizando electricidad. Si la electricidad empleada proviene de fuentes renovables, la generación de hidrógeno tiene una huella de carbono neutra. Sin embargo, si se emplean combustibles fósiles, el coche de hidrógeno acaba generando un perjuicio al medio ambiente. La gravedad de este perjuicio depende del «mix energético» empleado. En este aspecto, el auto de hidrógeno no difiere del resto de vehículos eléctricos.

Sin embargo, las desventajas de la generación de hidrógeno se basan principalmente en las pérdidas durante la electrólisis. La eficiencia general en la cadena energética de «alimentación de la unidad de propulsión» es, por tanto, de solo la mitad que en los vehículos eléctricos de batería.

Aun así, el hidrógeno se puede producir en momentos en los que hay un exceso de suministro eléctrico procedente de fuentes renovables, si esa energía generada en instalaciones eólicas o fotovoltaicas no se usa de otro modo. El potencial de aprovechamiento en este sentido es inmenso.

Yen Yen

Argentina, Periodista egresada en el Círculo de Periodistas+ info

Más Noticias

Más Noticias