Así es KITT: El Auto Fantástico

Así es KITT: El Auto Fantástico

Uno de los iconos de la televisión de los años 80s

Vámonos de viaje a 1980, a una serie de televisión que cautivó a todo su público gracias a uno de sus protagonistas, llamado Kitt, y sí, hablamos de El Auto Fantástico.

El auto recibió el nombre gracias a la corporación que lo creó, Knight Industries Two Thousand, y era conducido por Muchael Knight, un expolicía interpretado por David Hasselhoff.

Knight, como se indicaba en el inicio de cada capítulo, era “un joven solitario embarcado en una cruzada para salvar la causa de los inocentes, los indefensos y los débiles en un mundo de criminales que operan al margen de la ley”.

Gracias a la magia de la televisión, KITT hablaba, se manejaba solo e interactuaba con Michael gracias a una computadora central con lo que hoy llamaríamos AI (Inteligencia Artificial).

Contaba con una memoria de 1.000 megabytes y un tiempo de acceso de un nanosegundo, algo que se puede ver hoy día en un teléfono inteligente. Además, el auto contaba con turbo para evitar obstáculos y un modo ski para desplazarse en dos ruedas.

Un Pontiac Trans Am Firebird, fue el modelo que se utilizó para crear el Auto Fantástico. Un modelo muy popular para la época en Estados Unidos, y esta fue una de las razones por la cual el éxito de la serie fue casi rotundo.

¿Imaginas contar con un auto de estas magnitudes en la vida real?

Gregory Torres

Venezolano. Periodista especializado en redacción de contenido deportivo y amante de los videojuegos + info

Más Noticias

Más Noticias