Fábrica de Ferrari

Las reglas más extravagantes que los empleados de Ferrari tienen que seguir

El sueño de cualquier mecánico amante de los autos deportivos es poder trabajar en la exclusiva fábrica de Ferrari. Pero no es todo color de rosas, en Tork te contaremos las extravagantes reglas que impone la marca italiana ¡Desliza para sorprenderte!

Una de las fábricas de autos más exclusivas del mundo es la de Ferrari. La marca italiana se ha caracterizado por el gran nivel de sus vehículos que sucede gracias al proceso de construcción artesanal que llevada cada uno. Tanta calidad hace que los trabajadores deban cumplir reglas muy extravagantes por parte de la marca italiana.

En Tork te contaremos cuál es el reglamento interno que las personas que trabajan allí deben cumplir diariamente. Prepárense para sorprenderse y plantearte seriamente si te gustaría estar trabajando con ellos…

1) Sin prioridad

 Los empleados no podrán comprar Ferraris.

Pese a que puedas comprar un Ferrari debido al gran salario que te da la empresa, ningún trabajador tiene prioridad con respecto a la adquisición de algún modelo de la compañía. Esto se debe a que son escasas las unidades que fabrican y que se prioriza a los clientes externos. Es muy raro que haya alguien de la compañía que adquiera uno de estos vehículos, las únicas excepciones son los corredores de F1.

2) Sin descuentos

Tampoco existe la posibilidad de que te hagan un descuento. 

En el raro caso de que te acepten que puedas adquirir algún modelo de Ferrari, para eso deberían tener más oferta que demanda de algún modelo, no se te hará ningún descuento por trabajar para la empresa. Si quieres tener el tuyo deberás pagar la totalidad de lo que sale como cualquier otro cliente.

3) Nada de charlas por celulares

 Todo se habla cara a cara y sin dispositivos tecnológicos.

La compañía se sigue manejando como hace varias décadas atrás. Cada vez que tu jefe o alguien importante de Ferrari necesita hablar con vos, tanto sea para felicitarte como pedirte que modifiques algo, la charla se dará cara a cara. No utilizan celulares o mails para darle información a sus empleados, todo es personalmente.

4) Contrato de confidencialidad

 Se prohibe que los empleados revelen información de Ferrari.

Todos los secretos de Ferrari se encuentran bajo cuatro llaves. Al momento de ingresar a trabajar a la compañía italiana, el trabajador firma un contrato de confidencialidad en el que se prohíbe filtrar cualquier información tanto sea de futuros modelos como de planes de marketing. Cada empleado puede enviar únicamente el mismo correo electrónico a tres personas en la empresa.

5) Vestimenta

 Ferrari le da vestimenta a todos sus empleados.

Al momento de ingresar a trabajar a Ferrari, la marca italiana te dará un informe no importa en que área trabajes. Te acercan varias prendas similares con el logo y los colores de la marca los cuales deben ser utilizados diariamente. No se permite que vayan a trabajar con ropa de civil, ni aunque ocupes un lugar de administrativo.

6) Cuidado con lo que dices

 Los empleados representan a Ferrari adentro y afuera de la fábrica.

Ferrari ve a sus empleados como representantes de la marca y, por eso, les advierte que son una extensión de la compañía. Por ende, deben ser cuidadosos con sus acciones y dichos en su vida cotidiana. Un incidente en algún bar podría provocar que te despidan, pese a que no esté relacionada la empresa.

Pablo Rocca

Licenciado en Ciencias de la Comunicación. Periodista. Bienvenido a mi mundo. Amante de los autos pequeños, pero con grandes motores. El rendimiento no se negocia nunca.+ info

Más Noticias

Más Noticias